Overpopulation Awareness is the website of Fundación El Club de los Diez Millones

Slide background
Slide background
Slide background
Slide background
Slide background
Slide background
Slide background
Slide background
Slide background
Slide background
Slide background
Slide background
Sábado, 14 Abril 2018 15:43

Trece conceptos equivocados sobre la superpoblación

Cuando se habla de superpoblación, siempre surgen varios conceptos equivocados, unas veces por reticencia a reconocer el problema y otras por falta de información. En este artículo refutaremos los trece errores más significativos.

Concepto equivocado n.º 1

En La Tierra hay alimentos suficientes para todo el mundo, ahora y en el futuro. El problema es la desigual distribución. En los países ricos hay abundancia, mientras que en los pobres hay carencia.

Refutación

La abundancia en los países ricos se debe a la importación de productos del extranjero. Viven de los recursos de otros países. Los habitantes de los países pobres no pueden hacer eso. Tienen que autoabastecerse o se ven obligados a comerciar con sus materias primas a cambio de alimentos.
La superpoblación se define como la situación en la que una zona no puede satisfacer las necesidades de sus habitantes. De acuerdo con esta definición, tanto los países ricos como los pobres pueden estar superpoblados: los ricos porque necesitan importar alimentos del exterior y, los pobres, por la falta de posibilidades de sustento para sus habitantes.
Habría equilibrio si la capacidad natural de una zona estuviera en sintonía con su número de habitantes y no hiciera falta un transporte a gran escala de los alimentos. El transporte emite grandes cantidades de dióxido de carbono y, por lo tanto, es una de las causas del cambio climático, que a su vez provoca cada vez más problemas agrícolas.
Una distribución más equitativa de los alimentos en el mundo supondría más necesidad de transporte y más consumo de energía para su procesamiento y conservación, así como para la construcción de carreteras. Las emisiones de dióxido de carbono aumentarían todavía más.

Concepto equivocado n.º 2

La población de los países pobres consume y contamina menos que la de los países ricos. El agotamiento de los recursos terrestres y el cambio climático provocados por las emisiones de gases de efecto invernadero son consecuencia del consumo excesivo en los países ricos. Los países pobres no son responsables de ello en absoluto. El auténtico problema no es la superpoblación sino el exceso de consumo.

Refutación

De acuerdo. Si los países ricos consumieran y contaminaran mucho menos, entonces se solucionarían muchos problemas. La manera más eficaz de reducir el consumo y la contaminación es reducir la cantidad de consumidores, es decir, de población.
Los países emergentes como China o la India están copiando el patrón de consumo de los países ricos, lo que agrava la situación global. En los países emergentes, el control de la natalidad es el mejor remedio contra la explotación excesiva de los recursos y la contaminación.
En resumen: cuantas menos personas haya viviendo aquí tal y como vivimos nosotros, mejor. Y también: cuantas menos personas haya viviendo allí tal y como vivimos nosotros, mejor.

Concepto equivocado n.º 3

Necesitamos más gente joven para evitar el envejecimiento de la población. ¿Quién sino sostendrá la economía y pagará nuestras pensiones? ¿Y quién sino se ocupará de los ancianos?

Refutación

Hay muchos argumentos en contra de aumentar de la tasa de natalidad y de atraer a inmigrantes jóvenes. En primer lugar, estas medidas solo desplazan el problema. Estos jóvenes también envejecerán y, entonces, ¿quién se ocupará de ellos?
En segundo lugar, incluso aunque la población actual envejezca, aún quedaría mucha capacidad de trabajo oculta. Hay mucha gente con trabajos a media jornada o buscando trabajo.
En tercer lugar, la mano de obra es ahora menos necesaria como consecuencia de la automatización y la robotización, como ya podemos comprobar en bancos y tiendas.
Por último, el gasto adicional que supongan los ancianos se compensaría con el ahorro en servicios para jóvenes, como escuelas y educación.

Concepto equivocado n.º 4

En algunos países de África y Oriente Próximo, la causa de la carencia de alimentos no es la superpoblación, sino la guerra y la pobreza. Que haya más o menos gente es algo que no influye. Si tienes la mala suerte de vivir ahí, pasarás hambre.

Refutación

La guerra y la pobreza son más bien la consecuencia de la superpoblación que la causa de la falta de alimentos. En prácticamente todas las regiones de Oriente Próximo (Siria, Yemen) y África (Somalia, Eritrea) que se encuentran en conflicto, la causa de la falta de alimentos son las sequías intensas. No hay agua, pastos ni tierra cultivable suficiente para el exceso de población. Si hay otros que tienen más que tú y no están dispuestos a compartirlo, querrás quitárselo y surgirá la guerra. Sin embargo, en todos estos casos, la superpoblación es la causa subyacente: hay demasiadas personas para la capacidad natural de la zona.

Concepto equivocado n.º 5

Tener hijos es un derecho fundamental y una elección personal. No se puede permitir que el gobierno interfiera en algo así. A fin de cuentas, no vivimos en China.

Refutación

El artículo 16 de la Declaración Universal de los Derechos Humanos afirma que el hombre y la mujer tienen derecho a casarse y a formar una familia. Sin embargo, si este derecho se ejercita sin restricciones, la consecuencia podría ser la vulneración de otros derechos humanos a causa de la superpoblación –como, por ejemplo, el derecho a una calidad de vida determinada (artículo 25)–, cuando una descendencia numerosa provoca una situación de escasez.
Además, los gobiernos llevan muchos años interfiriendo en la procreación, obligando a toda la comunidad a sufragar los gastos de la misma mediante prestaciones por hijos, ventajas fiscales o subvenciones por el cuidado de los hijos. Esto es injusto para las personas que no procrean, que se ven obligadas a colaborar para satisfacer el deseo de otros de tener hijos. Las personas sin hijos pueden ser amantes de los animales, ¡pero aun así tienen que pagar impuestos!

Concepto equivocado n.º 6

No es la primera vez que se profetizan catástrofes como consecuencia de la superpoblación que luego no se han cumplido. Malthus y el Club de Roma estaban equivocados. La tecnología agrícola siempre ha encontrado soluciones: la Revolución Verde en el siglo pasado y, ahora, las cosechas modificadas genéticamente.

Refutación

El 10 % de la población mundial sigue sufriendo desnutrición. El cambio climático amenaza cada vez más el suministro de alimentos. Según la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura, la producción mundial de alimentos, pienso y fibras dietéticas tendrá que haberse duplicado en 2050 para poder satisfacer las necesidades cada vez mayores de una población mundial en continuo crecimiento.
En este sentido, estamos creando un círculo vicioso. Una mayor producción de alimentos evita la hambruna. Por lo tanto, hay más población que sobrevive, que procreará y que requerirá una producción cada vez mayor de alimentos para una cantidad cada vez mayor de bocas. Este círculo vicioso se romperá de forma totalmente violenta en cuanto el ritmo de producción de alimentos sea inferior al ritmo de crecimiento de la población.
Esto ya ocurre en varias regiones. La situación de África Subsahariana no ha hecho más que empeorar en los últimos años. Un aumento constante de la producción de alimentos nos acabará llevando a un callejón sin salida.

Concepto equivocado n.º 7

El control de la natalidad siempre se asocia con los países en desarrollo. La población allí tiene que limitar su número de hijos conforme al deseo de los países ricos. Esto apesta a racismo.

Refutación

Muchas mujeres de los países en desarrollo necesitan planificación familiar, pero no pueden ponerla en práctica. En muchas culturas, las niñas son obligadas a casarse a una edad temprana y el marido decide el número de hijos. Es más bien una cuestión de falta de empoderamiento que de racismo.

Concepto equivocado n.º 8

A escala global, la cantidad de nacimientos por mujer está descendiendo cada vez más. Va en la dirección de dos hijos por mujer, el nivel de renovación de la población. Por lo tanto, la población mundial se estabilizará en diez mil millones de habitantes al final del siglo, e incluso disminuirá a partir de entonces.

Refutación

Eso es una hipótesis. Es la predicción media de las Naciones Unidas, pero no hay ninguna garantía de que se vaya a hacer realidad. Si las tasas totales de fertilidad de los años 2005 a 2010 se mantienen, acabaremos siendo 27 000 millones de personas. Pero, incluso si la previsión media resulta correcta, sin duda habría demasiada población para los recursos disponibles totales, si toda esa población lucha por una mejor calidad de vida. Se ha calculado que toda la población mundial actual, de unos 7500 millones de habitantes, podría vivir de forma sostenible al nivel de prosperidad que teníamos en 1950. Por lo tanto, esto significaría, o un gran salto hacia atrás para los países ricos o una reducción considerable en la cantidad de habitantes de los mismos.

Concepto equivocado n.º 9

Insistir en el control de la natalidad es oprimir a las mujeres. Los embarazos solo se consideran indeseados porque reducen la disponibilidad de las mujeres para el mercado laboral. Así se impide la realización personal de la mujer.

Refutación

En principio, las mujeres son libres para satisfacer su deseo de tener hijos. La ley debe garantizar que puedan parir en paz. Para eso se inventó la baja por maternidad.
Sin embargo, dada la situación actual de superpoblación, los incentivos de los gobiernos para la procreación no son una buena idea. Los gobiernos no deberían discriminar a las personas sin hijos mediante reducciones fiscales y subvenciones para quienes procrean.

Concepto equivocado n.º 10

La inmigración y la superpoblación son problemas totalmente diferentes. Los inmigrantes ya existen. Se desplazan, pero su número no varía. Deberían tener libertad para elegir el lugar del mundo en el que desean vivir.

Refutación

Dada la situación actual de hiperconsumo de los países ricos, con consecuencias desastrosas para el medio ambiente, la cantidad de personas que adoptan esta forma de vida debe reducirse significativamente mediante el control de la natalidad y el freno a la inmigración.
Es injusto que los países ricos, causantes en gran medida del cambio climático por sus constantes emisiones de dióxido de carbono, se nieguen a recibir a los flujos de inmigrantes que ellos, en parte, han provocado. Sin embargo, si la máxima prioridad es combatir la superpoblación y el hiperconsumo, los países ricos solo podrán admitir inmigrantes una vez que hayan reducido drásticamente su propia densidad de población y su nivel de consumo.

Concepto equivocado n.º 11

La superpoblación no debe de ser un problema tan grave, porque los gobiernos nunca lo mencionan.

Refutación

Con este tema no se gana ventaja política. Para los partidos cristianos, las familias (numerosas) son una de las piedras angulares de la sociedad; la izquierda considera que la procreación es un derecho humano esencial y los neoliberales lo ven como un aumento de los consumidores y del capital humano. La derecha se opone a la inmigración, pero por motivos distintos al del crecimiento de la población.

Concepto equivocado n.º 12

La historia nos enseña una y otra vez que la tecnología resuelve todo tipo de problemas. ¿Por qué no iba a ocurrir también en el caso de la superpoblación?

Refutación

La tecnología nos hace pensar, en primer lugar, en la producción de alimentos, la ingeniería genética y la gestión del agua. Sin embargo, la tecnología resolvió el problema de la superpoblación ya en el siglo pasado. La invención de los anticonceptivos modernos permite a la humanidad practicar el sexo sin tener descendencia, y adaptar así la cantidad de población a las circunstancias vitales. La tecnología necesaria ya existe. Solo hay que difundirla y usarla.

Concepto equivocado n.º 13

Si a todas las mujeres se les da acceso a los anticonceptivos modernos, el problema de la superpoblación desaparecerá del todo.

Refutación

La disponibilidad de anticonceptivos modernos es una condición necesaria pero no suficiente para la planificación familiar. Las investigaciones revelan mucha ignorancia en este sentido. Por ejemplo, muchas mujeres creen que pueden evitar el embarazo con poca activad sexual o teniendo relaciones durante la lactancia. También existe la creencia de que la píldora anticonceptiva engorda o es perjudicial para la salud. Sin embargo, el principal obstáculo es cultural. Las mujeres solteras que toman la píldora son consideradas promiscuas. Además, el entorno social y los líderes religiosos creen que hay que permitir la natalidad sin límites y que el estatus social depende de una descendencia abundante.

World population

earth Trece conceptos equivocados sobre la superpoblación - Stichting de Club van Tien Miljoen